INICIO  |  Portfolios de Viajes  |  Portfolios Artísticos  |  Portfolios Monográficos  |  Galería Imágenes del mes
Rutas fotográficas por España

LA GOMERA (Islas Canarias). Una joya de la naturaleza


Es la segunda isla más pequeña del archipiélago de las Islas Canarias. De forma casi circular y con una morfología repleta de barrancos hacen de ella una de las islas con paisajes más espectaculares y sorprendentes entre los que destaca el Parque Nacional de Garajonay, con su frondoso bosque de especies que ya han desaparecido en otros lugares del planeta hace millones de años, pero que aquí han sobrevivido.

VER fotos

Nuestra ruta para descubrir esta increíble isla puede comenzar en su capital, San Sebastián de La Gomera, donde podremos encontrar monumentos referentes a Cristóbal Colón ya que en ella hizo la última parada para aprovisionarse en su viaje hacia el "Nuevo Mundo", hecho por el cual también es conocida como la Isla Colombina.

Antes de adentrarnos hacia el interior, en la zona norte haremos una parada para conocer uno de los pueblos que mejor conserva su casco antiguo de todo el archipiélago canario. Se trata de Agulo, enclavado en una depresión natural entre los municipios de Hermigua y Vallehermoso.

Desde aquí, adentrándonos en el interior de la isla y ganando altura, llegaremos al Parque Nacional de Garajonay, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1986 y que acoge en sus límites el bosque de El Cedro.

Se trata de una importante reserva de laurisilva única en el mundo, que se ha conservado intacta a lo largo del tiempo y que algunos biólogos consideran que este bosque podría ser similar a los del sur de Europa y norte de África de hace millones de años en la época terciaria.

Gracias a la acción del mar de nubes, más conocido como lluvia horizontal, la vegetación es muy espesa, pudiendo encontrar brezos, laureles, helechos y una gran abundancia de musgos y líquenes que recubren los troncos de los árboles. Existen varios senderos para transitar y conocer este bosque milenario. Para ello es recomendable visitar el centro de interpretación del Parque, situado en la zona conocida como La Palmita, donde nos informarán detalladamente de todos ellos así como conocer las formas de vida, tradiciones y costumbres de la isla a lo largo de la historia.

Sin salir del Parque Nacional encontramos otro de los atractivos paisajísticos de La Gomera. Se trata del Monumento Natural de Los Roques formado por el Roque Ojila, Roque de la Zarzita y el más destacado de todos ellos, el Roque Agando que llega a alcanzar los 1.075 metros de altitud. Estas formaciones son de material eruptivo que se solidificó lentamente obstruyendo la salida entre rocas basálticas.

Descendiendo por la parte sur de la isla el paisaje va cambiando poco a poco, salpicado por palmerales y presidido por la Fortaleza Chipude, otro roque pero con una configuración de meseta con paredes muy escarpadas y grandes grietas. Llegaremos hasta Valle Gran Rey, situado en uno de los barrancos más impresionantes y hermosos de la Isla, con sus paredes aprovechadas para terrazas de cultivo. Por toda esta zona sur encontraremos algunas de las mejores playas de la isla.

VER fotos